Euge (26)

Mi camino comenzó en una primera experiencia con una chica, donde nunca me había cuestionado mi sexualidad, y eso desperto muchas dudas e inseguridades que jamás habían estado. Una nueva forma de vida surgía en mi cabeza, ya la familia que planeaba desde que nací no iba a ser igual, de hecho ya no podría formar una familia, esos fueron los primeros pensamientos que me invadieron la cabeza.

Luego de varios meses de irlo charlando con muchas amigas, me fui dando cuenta que capaz estaba eligiendo un camino diferente pero podría tener sus adaptaciones a este mundo
Mis amigas me recibieron, y jamás noté diferencias, con algunas me fui sintiendo más cómoda y con otras capaz me costó más pero fueron muy pocas las personas con las que nunca me pude sentir yo misma. Sin embargo me faltaba un lugar con quienes compartir las mismas vivencias, con quien charlar de la situación que vivíamos, y ahí fue cuando una amiga me comentó del grupo y no dudé ni en un segundo en contactarme. 
Centu  me abrió los ojos a darme cuenta que no estaba tan perdida como pensaba, que había gente en la misma que yo. Con el tiempo, descubrí que yo también tenía derecho a ser feliz más allá del camino que eligiese, y seguir lo que sentía me iba a dejar ser plena y estar bien conmigo misma. 
Me costo mucho irlo contando e ir viendo si la gente que me importaba me aceptaba, pero en el grupo del centurión sentí fuerza, y me sentí en igual condición que varios-con miedo pero con ganas de seguir adelante-. Conocí muchas personas espectaculares que hoy en día son amigos a los recurro constantemente, y que me van guiando mucho por caminos que ellos ya recorrieron y seguramente les costó igual que a mí o más. 
Comprensión nunca me falto, por suerte tuve dos mamás que me alentaron y guiaron mucho, ya habiendo estado previamente en mis zapatos.
Hoy en día presento ciertas dificultades pero me siento feliz y segura con lo que elijo.
Euge❤️

IMG_1430.jpeg